Acciones de Banco Popular: recupera el dinero invertido con nuestro equipo de abogados

cláusulas abusivas

Acciones de Banco Popular: recupera el dinero invertido con nuestro equipo de abogados

Hoy compartimos un nuevo caso de éxito, relacionado esta vez con la compra de acciones de Banco Popular en su ampliación de capital de 2016. Gracias a nuestra defensa, los demandantes en este caso han conseguido la devolución de los más de 16.000 euros invertidos en su día en esta entidad, que se declaró insolvente poco después de esta campaña de venta de acciones.

Si necesitas ayuda de un abogado especialista en Derecho Bancario y cláusulas abusivas, contacta con nuestro equipo en Barcelona y Girona.

En este caso, los demandantes solicitaban la nulidad de la compra de acciones de Banco Popular que se llevó a cabo, según argumentamos, con vicio en el consentimiento, en su modalidad de error sobre la situación real de la entidad y las consecuencias que la compra acarreaba. Nuestro equipo de abogados defendió en este caso que la compra jamás se hubiera producido de haber contado con la información real sobre la situación de Banco Popular. Por tanto, reclamamos la cantidad total invertida por el demandante, que ascendía a más de 16.000 euros.

No se cuestiona en este caso que las acciones son un producto de riesgo, sino la falta de información sobre la real situación económica de la entidad: entendemos que el banco incumplió los requisitos de veracidad y transparencia exigidos por la normativa, lo que produjo el referido error en el consentimiento.

Error en el consentimiento en la compra de acciones de Banco Popular

La sentencia recuerda que el folleto informativo debe permitir a los inversores hacer una evaluación, con suficiente información, de los activos y pasivos, la situación financiera, beneficios, pérdidas, así como de las perspectivas del emisor y eventualmente del garante, y de los derechos inherentes a tales valores. Esta información debe presentarse, además, de forma fácilmente analizable y comprensible.

En este sentido, el folleto emitido por Banco Popular justificaba su ampliación de capital con el objetivo de “fortalecer el balance” de la entidad y “mejorar tanto sus índices de rentabilidad como sus niveles de solvencia y de calidad de activos”, entre otros puntos.

También se aseguraba que, tras el aumento de capital, el banco tendría un “mejor margen de maniobra frente a requerimientos regulatorios futuros y frente a la posibilidad de que se materialicen determinadas incertidumbres que puedan afectar de forma significativa a sus estimaciones contables”. “De producirse esta situación, ocasionaría previsiblemente pérdidas contables en el ejercicio que quedarían íntegramente cubiertas, a efectos de solvencia, por el aumento de capital, así como una suspensión temporal del reparto de dividendo”.

En cuanto a este folleto, la sentencia que comentamos cita otra sentencia anterior dictada por la Audiencia Provincial de Barcelona, en la que se asegura, con respecto a este texto, que “la imagen que transmitía la entidad no era la de una posible quiebra de la misma, sino la de ampliar el capital con la finalidad de compensar las inciertas posibles pérdidas de 2016, y con una clara evolución positiva que respecto al ejercicio de 2018 se preveía en términos claramente favorables a los inversores que hubiesen participado en la compra de acciones”.

La realidad de lo que sucedió con el futuro fue bien distinta del escenario que se publicitó en su momento para captar inversores que sufragasen el aumento de capital. La sentencia, por tanto, considera que “la situación financiera reflejada en el folleto informativo de la ampliación de capital llevada a cabo en 2016 no se correspondía con la situación económica financiera real”. “De hecho, el folleto informativo hacía prever una mejora de la situación financiera y no la situación de insolvencia que se produjo en menos de un año”.

Cabe presumir, así, que “la entidad ofreció una imagen inexacta, presentándose como solvente pese a que conocía que ello no era así”. Por tanto, existe error en el consentimiento de nuestros defendidos, devolviéndose la cantidad íntegra invertida, más lo intereses legales desde la compra de las acciones, con la consiguiente entrega de las acciones adquiridas y los dividendos percibidos más su interés legal desde su percepción.

Abrir chat
Hola,
¿En qué podemos ayudarle?